SERMAS El Hospital Gregorio Marañón inicia la cirugía robótica en su nuevo Centro Quirúrgico

El Hospital Gregorio Marañón inicia la cirugía robótica en su nuevo Centro Quirúrgico


Ya operan con esta tecnología los servicios de Urología y Cirugía General

Una de las nuevas prestaciones que se han puesto en marcha en el nuevo Centro Quirúrgico del Hospital Gregorio Marañón es la cirugía robótica en los servicios de Urología y Cirugía General y del Aparato Digestivo. Los dos servicios ya han realizado sus primeras intervenciones con el robot Da Vinci e incorporado esta tecnología a su programación quirúrgica. La implantación de la cirugía robótica en el Hospital Gregorio Marañón supone un paso más en el desarrollo de técnicas menos invasivas y cada vez más precisas, lo que redunda en una mayor seguridad para los pacientes, en una estancia hospitalaria más corta y una más rápida recuperación.


La actividad en el nuevo Centro Quirúrgico del Hospital Gregorio Marañón avanza paulatina y ordenadamente para realizar el traslado de todos sus quirófanos y unidades de reanimación del antiguo edificio central a las nuevas instalaciones.

Una de las nuevas prestaciones que se han puesto en marcha es la cirugía robótica en los servicios de Urología y Cirugía General y del Aparato Digestivo. Ya se ha realizado la primera intervención con el robot DaVinci: la cirugía fue una prostatectomía radical como tratamiento a un paciente diagnosticado de cáncer de próstata y corrió a cargo del Servicio de Urología. El equipo quirúrgico estuvo formado por los doctores Carlos Hernández, David Subirá y Lucia Esteban, la anestesista corrió a cargo de Pilar Cabrerizo. El tiempo quirúrgico fue de 180 minutos y el paciente tuvo un post-operario sin incidencias, siendo dado de alta a las 48 horas.

Por su parte, la Unidad de Coloproctología del Servicio de Cirugía General y Aparato Digestivo también ha iniciado su programa de cirugía robótica con dos procedimientos por cáncer colorrectal. La duración aproximada de cada procedimiento fue de 180 minutos, similar al tiempo empleado en cirugía laparoscópica. Ambos pacientes tuvieron una evolución postoperatoria satisfactoria, y ya han sido dados de alta.

La cirugía robótica en este tipo de intervención facilita la disección vascular y la linfadenectomía ampliada gracias a la mayor articulación del instrumental quirúrgico, así como a la estabilidad de la cámara y la posibilidad de visión en tres dimensiones. Facilita también la realización de la anastomosis intracorpórea, siendo más sencilla la sutura que en el abordaje laparoscópico.


Ventajas para los pacientes

La implantación de la cirugía robótica en el Hospital Gregorio Marañón supone un paso más en el desarrollo de técnicas menos invasivas y cada vez más precisas, lo que redunda en una mayor seguridad para los pacientes, en una estancia hospitalaria más corta y una más rápida recuperación.

Este quirófano robótico equipado con el Da Vinci actualmente ya está siendo utilizado en su programación quirúrgica tanto por la especialidad de Urología como por la de Cirugía General y se ampliará próximamente a otras especialidades quirúrgicas.


Fuente: Servicio Madrileño de Salud

da_vinci.jpg
 
Arriba